Ayer estaba con un amigo dando vueltas por el centro y se nos dió por ir al cine. Nos decidimos por la película «21 – Blackjack» (que en realidad se llama 21), basada en una historia real,